miércoles, 21 de marzo de 2012

Cosce pide a Rajoy que no recorte en I+D+i y que blinde la ciencia de ciclos políticos

HAN DIRIDIGO UNA CARTA AL PRESIDENTE DEL GOBIERNO
La inversión en este área “debería considerarse una prioridad”
Redacción. Madrid
La Confederación de Sociedades Científicas de España (Cosce) ha elaborado una carta abierta dirigida tanto al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, como a los miembros del Congreso y del Senado, para pedir un acuerdo de Estado en ciencia “blindado de ciclos políticos y económicos”.
En el texto, Cosce recuerda que la inversión de ciencia “debería considerarse una prioridad” y advierte a los líderes políticos de que tendrán que ser “coherentes” con el mensaje que envían. “No pueden mantener la retórica del cambio a un modelo productivo cuando todos los pasos que dan van en la dirección opuesta”, han reclamado.
Entre los principales puntos que el documento destaca, Cosce ha solicitado “evitar” que se lleve a cabo una nueva reducción de la inversión en I+D+i, así como incluir a la innovación entre los “sectores prioritarios” permitiendo una Oferta de Empleo Público y posibilidades de contratación en organismos públicos de investigación.
Así, apunta que en los últimos tres años la Oferta de Empleo Público “ha castigado muy duramente” a las instituciones de investigación, que han sufrido “una drástica reducción” en el número de nuevas plazas. En este sentido, afirma que el número total de nuevas plazas ha sido de 681, 589, 106, 50 y 55, para los años 2007, 2008, 2009, 2010 y 2011, respectivamente y que la intención del Gobierno es ofrecer cero plazas en el 2012.
Además, critica que la plantilla fija de los centros de investigación se está “reduciendo aceleradamente” porque durante los últimos años las plazas que quedan libres por jubilaciones no se reponen. “Mientras, el resto de la plantilla queda relegada, en el mejor de los casos, a una concatenación de contratos de corta duración”, han señalado.
Asimismo, alertan de que la inversión en I+D ha de converger con la media de la UE y aproximarse al objetivo del 3 por ciento del PIB establecido por el Consejo Europeo, si bien en España la financiación en I+D+i en el 2010 fue un 1,39 por ciento del PIB y se estima que esta cifra será de menos de un 1,35 por ciento durante el 2011.
“Mientras que los países motores económicos de la UE están cercanos o por encima del 2,5 por ciento (con tres países por encima del 3 por ciento), los países rescatados o intervenidos se encuentran muy por debajo del 2,3 por ciento (la media de inversión en la Europa de los 27). ¿Casualidad? Evidentemente no”, aseveran.
Por ello, reclama una inversión en I+D “estable e independiente” de ciclos políticos y económicos. “La ausencia de estabilidad, un mal endémico del sistema de investigación español, hace que pierda efectividad y credibilidad”, concluye.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada